El tribunal supremo zanjó, el pasado jueves 4 de octubre, el debate sobre las prestaciones por maternidad estableciendo que están exentas de IRPF.

Hasta ahora Hacienda consideraba que las ayudas por maternidad que paga la Seguridad Social debían estar sujetas al pago del IRPF. Estas ayudas que duran los 16 meses del permiso por maternidad están ahora exentos de IRPF.

En junio de 2017 el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ordenó a la Agencia Tributaria la devolución del IRPF pagado en 2013 de una prestación por maternidad. Ahora, con la resolución del Tribunal Supremo la ayuda está exenta del pago del impuesto tanto en los permisos de maternidad como los permisos por paternidad. Esta aplicación no tiene carácter retroactivo, pero la OCU aconseja a quienes hayan recibido la prestación por maternidad desde 2014 en adelante que presenten su reclamación.

Se estima que el coste para el estado de estas devoluciones será de unos 1.200 millones de euros que beneficiará a cerca de 1.085.000 ciudadanas. Hacienda perderá entonces cerca de 250 millones al año.

PASOS PARA RECLAMAR EL PAGO

  1. Iniciar un proceso de devolución de Ingresos Indebidos ante la Agencia Tributaria.
  2. Presentar un escrito de rectificación y devolución de ingresos recibidos especificando que, en virtud de la sentencia del Tribuna Supremo, la prestación se considera exenta de impuestos.

¿Quiénes pueden reclamar?

Podrán reclamar todas aquellas personas que pagaron el impuesto por la prestación de maternidad si el pago se hizo en la declaración de la renta de 2014 en adelante. Las declaraciones anteriores a 2014 se consideran prescritas, por lo que no tendrán validez estas reclamaciones.

Dinero Recuperado

La cantidad a recuperar dependerá de la prestación recibida que a su vez está relacionada con el sueldo del contribuyente y del tipo marginal del IRPF.